Como Santo Tomás

Como Santo TomásÚnicamente cuando vi el río Sagua inofensivo y apacible, serpenteando bajo el puente de Sitiecito como si el diluvio de mayo hubiera sido apenas un cuento de caminos; únicamente cuando lo vi así, ecuánime, creí a pie juntillas lo que me habían jurado por teléfono mi madre, mi tío y hasta la delegación villaclareña de Recursos Hidráulicos: que esta vez las lluvias que anegaron el Escambray no se escurrieron rumbo a la costa norte.

Solo entonces suspiré aliviada, ya segura de que las clarias y las tencas del embalse Alacranes no terminarían aleteando dentro de mi casa. “Ver para creer”, me dije, convencida como estoy ahora de que pertenezco sin remedio a la estirpe de Santo Tomás.

Más descreída y menos ecuménica me reconozco, a casi dos milenios de que aquel discípulo exigiera tocar con sus propias manos las llagas de Jesús para saberlo resucitado. También yo -salvando las abismales distancias de santidad y misticismo- para dar loas y ditirambos primero debo confirmar que la realidad los merezca. Demasiado entusiasmo adelantado hay, demasiada alharaca como para sumarme al coro monocorde de estos tiempos.

Tal vez por ello me niego a alabar por ahora las bondades de la ley de oferta y demanda, no solo porque ha venido trasquilando sin misericordia los bolsillos de esta oveja que soy, sino sobre todo porque no creo que baste con semejante resorte del capitalismo más hostil para regular los precios, abaratar los costos, llenar las despensas desoladas. Ningún recurso bastaría, de hecho, por sí solo.

Igual de escéptica estoy con el cable submarino, que fue recibido con honras de Primer Ministro por el puerto de Santiago de Cuba pero aún mantiene huérfana de Internet a la mayor parte de los cubanos; con los viajes al exterior, esa suerte de fruta prohibida del Paraíso con la que algunos ni siquiera soñamos y que debe andar estudiándose de despacho en despacho; o con el aumento del salario, única vía capaz de garantizar, a estas alturas del juego, lo que Martí llamó “la dignidad plena del hombre”.

“Ver para creer”, me repito constantemente, con más fuerza cuando sucumbo -porque siempre termino sucumbiendo- a las avalanchas humanas del momento, a la euforia de los planes sobrecumplidos, al discurso que augura un escenario económico y social menos precario, al triunfo celebrado de antemano.

También a mí, como a Santo Tomás palpando las llagas de su maestro, me regocijaría tener la certidumbre rotunda de que no hay motivos para el descreimiento.

Anuncios

21 comentarios en “Como Santo Tomás

  1. Flor, cómo me gustaría pertenecer a la estirpe de Santo Tomás, pero mi abuela siempre me decía: mi niña no seas caprichosa, hasta que no veas no creas. Pero yo, te juro que cuando me encapricho en creer algo es eso, y aún viendo sigo insistiendo. Te puedo asegurar, que me ha costado caro.

    1. Yami, esto de ver para creer tiene sus pro y sus contra. A veces es preferible ser confiado, no dudar, tener la seguridad de que este es el mejor de los mundos posibles. La ingenuidad nos hace felices. Pero no sé, debe ser un problema de temperamento. Creo en Dios por fe, pero de ahí en fuera, únicamente creo en lo que veo, jejejeje. Besos.

  2. Hace muy bien Su Excelencia en dudar porque si se creyera y acatara todo sin reparar, sin desconfiar o sin mirar a los lejos, entonces esta Cuba no sería tan profunda como como usted misma sugiere. Interesante y hasta más.

  3. Mi esceptica rival;Algunas de las mejores cosas de esta vida y de este mundo,no la puedes ver:ahi tenemos el amor,la amistad,la fe, y un largo etc…Y siguiendo tu razonamiento encuentro contradicion:Como puedes saber si una economia de mercado que se base en la ley de oferta y demanda(Por supuesto donde la oferta siempre o casi siempre satisface la demanda) no te gusta,si nunca has vivido en un pais con ella? sin embargo has vivido en un pais con economia estatal monopolista y SI puedes VER que no funciona y es incapaz de satisfacer ninguna demana, incluyendo la del periodico donde trabajas,que no alcanza para todo aquel que quiere comprarlo,de esto puedes sentirte orgullosa,porque supongo que no se deba ni a la escasa tirada ni a que no tiene competencia en la provincia y si, a la calidad de periodistas como tu que me obliga a leer su version digital,aun cuando tengo acceso a los mas difundidos y famosos del mundo..ah! y los precios que transquilan tu bolsillo ,solo es culpa de la escasa competencia motivada por los obstaculo que el gobierno pone a la actividad privada,incluyendo la inexistencia de un mercado mayorista donde los “cuentapropistas” puedan adquirir lo que necesitan a precios razonable..Crees que si ETECSA enfrentara competencia pudiera cobrar esos abusivos precios,incluso para mi que cobro en dolares..Quien te esquilma no es el particular,es el estado que ademas te paga en una moneda y te vende lo mas necesario en otra y encima quiere que se lo agradezcas..ah y gracias por recordar lo del cable,que ya el ministro de comunicaciones de Venezuela afirmo que esta funcional desde que llego..Otro “Secretico”de lo que hay que acabar

    1. Jose Luis, en primer lugar agradecerle por la sistematicidad con que lee Escambray desde la distancia, si todos los lectores fueran tan vehementes como usted, de seguro tendríamos más retroalimentación. Ahora, le explico: mi escepticismo hacia los resortes del capitalismo, incluida la oferta y demanda, no se deben a la capacidad del sistema para generar riqueza material, ampliamente reconocida por los clásicos del marxismo y por los ciudadanos de a pie, sino por la capacidad, que también tiene, de generar en la misma medida excesos de enajenación e individualismo. No es que yo quiera que no se desarrollen las fuerzas productivas privadas, es que lamento que en esa misma proporción se apagan los valores por los que hemos luchado tanto: la solidaridad, la dignidad plena del hombre. Nada, que a lo mejor aspiro a una sociedad utópica, con lo bueno del socialismo y la riqueza mejor repartida.

  4. a pesar de mi formación religiosa, no puedo evitar sentirme identificado con tu post de hoy. Todavía llevo conmigo la frase de Santo Tomás, como tú, Gi….

  5. En eso estamos de acuerdo:Ese siempre ha sido mi ideal capitalismo para producir,socialismo para repartir.Se que no somos nordicos,pero te sugiero leas sobre Suecia,Noruega,Dinamarca y Finlandia,no son perfectos pero se acercan mas a lo que quisiera para mi pais.Nunca aspiraria a que fuera como este donde vivo.Ahora mismo estoy enfermo y a pesar de tener un buen trabajo con seguro medico,son tantos los co-pagos que le han endorsado que tendre que gastar mis ahorros y mucho mas para curarme si es que lo logro..Imajinate entonces aquellas familias que no tiene acceso a los seguros,que son mas de 50 millones de personas en el pais mas rico del mundo,algo que para mi constituye una verguenza,como tambien lo es que la mayoria de mis compatriotas que viven aqui,siendo pobres y de clase media,votaran en contra del unico que ha hecho algo y quiere hacer por remediar un poco esto y que conste que no soy democrata,soy independiente

    1. Me alegra que usted reconozca los extremos a los que puede llegar aquel sistema, Jose Luis, pero por desgracia, no se puede lograr eso que usted pretende: capitalismo para producir y socialismo para repartir, recuerde que Cuba no es un país nórdico, nuestras circunstancias son muy diferentes. Cada país lleva un análisis único, basado en su historia, en su idiosincrasia. De modo que les celebro a los suecos, a los daneses y a los finlandeses las sociedades que han logrado construir, pero prefiero pensar en la que estamos construyendo los cubanos. Esperemos que sea una donde haya riqueza abundante pero no al costo de la espiritualidad.

  6. Pues me alegra de verdad este espiritus democratico tuyo y alla va eso….La espiritualidad no esta divorciada de la riquezas como no lo esta de la economia de mercado.La enorme mayoria de los creadores que admiras estoy seguro de que viven o vivieron en economias capitalistas,incluyendo los dos que han gobernado a Cuba en el ultimo medio siglo,ahi te incluyo a tu admirado Carl Marx,nieto de rabinos por ambos lados y casado con una aristocrata y el mismo de clase media acomodada,a nuestro venerado Jesus,cuyo padre carpintero,hoy seria un “cuentapropista” y que dedico su vida a exponer la palabra de Dios, y quizas hoy tendria problemas con la ley como los tuvo en su epoca..por no tener un trabajo”oficial” y tratar de subertir el orden judio-romano de su tiempo y que me dices de Buda o Mahoma..o Vargas Llosa,Carlos Fuentes,Garcia Marquez..ninguno de ellos desarrollo su espiritualidad en un pais socialista,o los Beattles,Picasso,Monet,van Gogh o los genios del renacimiento como Rafael y da Vinci…y donde me dejas a Guillen,Lezama Lima,Benny More,Carpentier o ese saguero insigne Jorge Mañach y Robato a quien retiraron forzosamente de su catedra en la univerisidad de la Habana en febrero de 1960 y salio del pais para morir en Puerto Rico en 1961..el fue educado en Harvard y Paris..Creo haberte convencido de que la economia de mercado no afectara tu espiritualidad y menos aun te belleza externa,que estoy seguro consevara mas tiempo aun,que el que el socialismo lleva en el poder en Cuba

    1. Voy a tomar su comentario como un ejercicio de erudición, como un ejemplo de que sabe usted situar en contexto a todas las personalidades históricas de las que me habla. Por lo demás, no prueba nada, o sí prueba: que no se puede vivir en un sistema -el socialismo- que no existía en el momento en que nació Jesús o Marx, y que el hecho de que uno viva en un sistema despiadado, que expropia al hombre del fruto de su trabajo -el capitalismo-, no lo limita del ejercicio creativo. Por lo demás, Jose Luis, a pesar de lo tolerante que me propongo ser, me siento en medio de un discurso de barricadas: Yo diserto e intento convencerlo y usted, a su vez, hace lo mismo y ninguno de los dos va a salir de su trinchera. La mía ya usted sabe cuál es: la de esta orilla, con todos sus claroscuros. La suya no se la cuestiono: es su opinión, su decisión de vida. Hay que aceptar al otro, no es cierto? Pues acepte que mi vínculo con mi país, la única nación que conozco, se funda en lo sentimental, ese plano que nada entiende de economías y de mercado. No se preocupe por mí: yo soy feliz a mi manera.

  7. Sr Jorge Q,si se refiere a mi comentario,me encantaria esa lista siempre y cuando incluya a Reinaldo Arenas,Zoe Valdes,Armando de Armas,Raul Rivero,Daina Chaviano,Annia Linares,Maggie carles Isaac delgado,Carlos Manuel,Carlos Otero,Alexis valdes,Los tres de la Habana y muchos mas que no viven en cuba,pero junto a los de la isla tambien son parte de la cultura cubana y de su “espiritualidad”y se formaron despues del 59

    1. Si Sr. Jose Luis me referia a su comentario las personas que pone en su lista (pude haber muchos mas, de hecho los hay) es reconocido que son parte de la cultura cubana y de su “espiritualidad” , ahora no entiendo Cual es el problema?

      1. De mi parte,ninguno,porque es UD el que escribe sobre un comentario mio dirigido a Gisell.Yo no tengo “Problemas” con la libertad de expresion y si esas personas que cito son considerados parte de la espiritualidad cubana,me entero ahora y me alegra muchisimo,unque tengo mis dudas porque jamas oi una cancion de Celia Cruz ni de Willy Chirino en la radio de alla ni la mas minima mencion de los arribas nombrados en ningun medio,pero en mis visitas si he visto como se alquilan los programas de la TV de aqui,pirateados, de Alexis Valdes y Carlos Otero ,pero por “Cuentapropistas”.y eso tambien es bueno.Asi que en eso de integrar la cultura cubana,como en los servicios que presta, la iniciativa privada supera al estado y eso es mejor aun..Ah! y olvidaba que seria perfecto si los que opinan como yo,que algunos conozco,pudieran tener el mismo acceso a la internet que tiene los que opinan diferente

La opinión es libre, mientras sea emitida con respeto

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s