Ritual de mayo

Ritual de mayoSobre la cama de un LIAZ, una maza de ingenio que por aquel entonces me parecía gigantesca; también sobre el camión, entre la imponente mole de hierro y las barandas, un piquete de improvisados congueros le cantaban lo mismo al esfuerzo proletario que a alguna deidad yoruba mientras se pasaban una botella de dudosa procedencia. “Para mantener el ritmo”, decían.

Detrás, el resto de los trabajadores de la Fundición 9 de Abril, de Sagua la Grande, desfilaban al son de la iniciativa que, si bien no lograba agenciarles ningún puesto en la emulación convocada por el Primero de Mayo, al menos les permitía recorrer las arterias principales de la ciudad sin perder demasiado el entusiasmo.

De semejante estampa me acuerdo ahora, cuando el llamado a “que tiemble la tierra cubana” va in crescendo y con él, mi nostalgia por aquellas marchas folclóricas y variopintas a las que me llevaba mi madre, quien fungía en los años 90 como profesora y jefa de cuadros de la otrora fundición McPharland y a quien culpo, sin que ella lo sospeche siquiera, por la fascinación inexplicable que desde esa época me inspiran las muchedumbres enardecidas.

Era el ritual de cada Primero de Mayo. El de pie de madrugada, la jaba de merienda con un pomo de agua fría —“porque es muy feo eso de andar pidiendo agua de casa en casa”, repetía mi madre— y el trayecto hasta el punto de concentración espiando las iniciativas de los otros, solo para comprobar lo que ambas sabíamos desde antes: que ningún centro laboral podría ganarle a la Electroquímica con sus trabajadores disciplinadamente uniformados, o a la Empresa Pecuaria Macum, que año tras año deslumbraba con su escuadrón de adolescentes a caballo, o hasta al sindicato de la Salud, que disfrazaba a niños de médicos y enfermeras y los ponía a representar las buenas prácticas.

“Esta vez nos vamos en blanco”, comentábamos con una preocupación que yo entonces me tomaba muy a pecho y que hoy me explico como un ardid de Anita para mantenerme entretenida hasta que finalizara el desfile.

Y surtió efecto, sin dudas, porque fue en aquellas marchas surrealistas que terminaban, inexorablemente, con el estribillo de Cuba va y no en los manuales de marxismo donde atisbé, por primera vez en la vida, las incipientes urgencias del proletariado nacional.

Anuncios

6 comentarios en “Ritual de mayo

  1. Y pensar que a los trabajadores cubanos que no son de la Salud este año se les dijo que no iban a subir los salarios. Qué trabajadores tan buenos, como van contentos al desfile.

  2. Y que festejan hoy?…. los miseros salarios que pagan y que a nadie les alcanza para llegar siquiera al dia 10 del mes? Los unicos que tienen salarios aceptables son los policias y los medicos. El resto de la masa obrera, ganan sueldos ridiculos, por no decir “continflescos”.
    Como pueden ir hoy felices y contentos a la pachanga callejera?

  3. estamos lejos caramba lo que no impide que uno quiera chusmear y tratar de entender , claro que nuestra admiracion al pueblo Cubano nos convierta en ” ilusos” ustedes son tan brillantes que a uno le agarra como verguenza al meter la cuchara .A mi hijo se le junta mucha cera en el oido y le compramos un remedio muy bueno “sincerum” y bien yo prefiero el hospital publico , pero su mama paga una obra social asi que busco el lugar y horario , pero no hay otorino y asi que tendria que ir a la salita del barrio a las cinco de la mañana con el peligro que significa , para que en la salita le deriven a un especialista y asi luego ….etc etc , me fui a la mierd , si tuviera plata ya estaria listo el pollo

  4. El 1ero de Mayo se celebra en conmemoracion de la Revuelta de Haymarket, Chicago como respaldo a los obreros que protestaron ese 1ero de Mayo de 1886 para reivindicar la jornada de 8 horas..Curiosamente la fecha no se celebra en USA, ni siquiera se menciona ( No genera ningun negocio, me imagino)…Mientras tanto ese ano ( 1886) en Cuba se logro abolir oficialmente la esclavitud…Eso nos da una idea de lo atras que estaba Cuba ( desde aquella epoca) en derechos ciudadanos e igualdad social…

La opinión es libre, mientras sea emitida con respeto

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s