Gorrión

Cierro las puertas del balcón para dejarlo afuera y se las arregla para colarse por cualquier rendija, como los recuerdos que una cree bajo siete llaves, que terminan sacando la cabeza sin motivo aparente. Cierro las puertas y lo escucho aleteando al lado de allá del cristal hasta que se está tranquilo y creo que…